El mal de la liebre

Las liebres no se dan cuenta de que están corriendo demasiado, no se dan cuenta de que han dejado atrás al galgo o que nunca hubo un galgo persiguiéndolas. Cuando la liebre consigue… Sigue leyendo