CUMBRE MUNDIAL, Una comedia absurda para terminar con los pobres

“Cumbre Mundial” es una sátira que provoca carcajadas y nudos en la garganta por igual. Es una comedia en estado de gracia, una farsa muy divertida y, por desgracia, bastante real.

Un año más, la crème de la crème del poder se reúne para tratar de acabar con la pobreza. O esa al menos parece ser la excusa. En concreto se darán cita los representantes de Naciones Unidas y de los países ricos, de los países pobres y de la sociedad civil, encarnados por personajes que parecen salidos del género del grotesco. ¿Con qué propósito? Más bien con el de acabar con los pobres, pues las medidas que se irán aprobando durante la velada agotarán aún más las posibilidades de supervivencia de los países desafortunados.

Antes de que comience la cumbre, tanto los mandamases como los televidentes, pues será retransmitida por televisión, saben que ningún avance se alcanzará esa noche. Sin embargo, lo que no saben es que un personaje infiltrado cambiará el curso del circo televisivo. Una “simpatiquísima antisistema”, en palabras del director de la obra, Jorge Jimeno, será la desencadenante de poner sobre la mesa la auténtica mezquindad que embarga a estos personajes.

Estos ingredientes, más llamadas telefónicas inesperadas, planteamientos brillantes, aunque a todas luces imposibles, sobre la redistribución de la pobreza, y la magia de la música en directo, junto con unos actores que en un momento dado se convierten en cantantes, completan una cena inolvidable.

La obra, llevada a cabo por Montajes en el Abismo, cuenta con Ana de la Hoz en el papel de la ingenua antisistema, Diego Mattarucco como el pelota representante de los países ricos, Verónica Pérez como la interesada representante de la sociedad civil y Jorge Jimeno, dramaturgo y director de “Cumbre Mundial”, interpreta al representante de los países pobres, cínico y desesperanzado a partes iguales.

Si bien acabar con la pobreza resulta una tarea imposible para estos buñuelescos miembros, lo que sí es del todo factible es salir con una gran sonrisa en los labios tras ver “Cumbre Mundial”, así como con una necesidad de preguntarse a quién interesa que el mundo siga dividido entre ricos y pobres.

El libreto de “Cumbre Mundial” ha sido publicado recientemente por Ediciones Irreverentes, siendo finalista del IV Premio Irreverente de Comedia.

Próximas funciones: viernes 14, 21 y 28 de septiembre a las 20:00h en el Teatro Plot Point de Madrid (Calle de Ercilla, 29). Desde 12 euros.

María S. Robles

Anuncios