Comedia y risas en el barrio de La Latina

Tras un intenso fin de semana teatral llega la hora de las críticas, y vamos a empezar este lunes con un espacio que no conocíamos y que lleva abierto unos cuantos meses. Se trata de “Espacio 8“, una galería de arte en pleno barrio de La Latina que se suma a la oferta madrileña de piezas cortas en varios pases.

Se trata de dos pases en la noche de los viernes y sábado, uno a las 22h y otro a las 23:30h, en los que se representan tres piezas de veinte minutos en cada uno. “La parada“, “Cuelga tú” y “Final feliz” componen esta propuesta teatral que recomendamos sea vista en conjunto, ya que además de la reducción de precio (4€ individualmente, y 10€ en conjunto), una sola historia te sabe a poco y te deja con ganas de más.

Las tres piezas están interpretadas por Laura Hernando y Daniel Conde, quienes ponen su maestría a servicio de la carcajada continua. Laura es una actriz dotada de una gran vis cómica, que junto a unos textos ácidos e ingeniosos, hacen las delicias de cualquier amante de la comedia. Se desenvuelve como pez en el agua dando vida a tres personajes muy diferentes entre sí, es capaz de tener un punto macarra, maruja o ser una sexy peluquera. Por su parte, Conde está sencillamente perfecto otorgando a sus personajes una inocencia que hace que el público les coja cariño al instante.

Escritas las tres por Santiago Pajares, cuentan con unos ágiles y divertidos textos que abalan la maestría de este autor en el terreno de la comedia. Pero mejor vamos a hacer una microcrítica de ellas.

Cartel de "La parada"

Cartel de “La parada”

La parada

Quizá sea la más tierna de las tres historias, la que hace que el público, además de reír a carcajadas, sonría para adentro, dejando ese poso romántico y esa cara de bobos que se nos pone cuando una historia de amor nos llega. El argumento es sencillo, pero trabajado de una manera exquisita. Una joven espera el autobús en la parada cuando aparece un chico extraño contando historias de amor y convenciéndola de que ese es el bonito inicio de una mágica historia juntos que en un futuro le contarán a sus hijos. Mucho buen rollo y amor es lo que desprende esta pieza, además de alguna agradable sorpresa…

Cartel de "Cuelga tú"

Cartel de “Cuelga tú”

Cuelga tú

La clásica y empalagosa conversación telefónica en la que dos enamorados se niegan a colgar el teléfono antes que el otro, sirve de excusa perfecta para iniciar una historia cuyo final poco tiene que ver con su edulcorado comienzo. El gran acierto de esta obra radica en el espectacular giro narrativo que deja al público con la boca abierta, además de provocar una explosión de risa, de esa que contienes por no perderte el siguiente chiste. Es sin duda la más ácida e irónica de las tres historias, así como una visión mordaz de la rutina sexual de un matrimonio o la adicción a las pastillas de alguna que otra suegra…

Cartel de "Final feliz"

Cartel de “Final feliz”

Final feliz

Perfecto desenlace para este pequeño ciclo de obras. Una peluquera recibe a su último cliente de una manera algo extraña. Éste, poco amigo de los cambios, no le pondrá las cosas nada fáciles a ella, quien con poca sutileza no deja de insinuar que está más bien “salida” y que su propósito es hacerle un corte de pelo con happy ending. Un fino sentido del humor, y como no podría ser menos a juzgar por su título, un sorprendente final, hacen que termines esta experiencia teatral con un gran sabor de boca.

Así que ya sabéis, si llega el fin de semana, y no tenéis muy claro el plan de antes de las copas, os recomendamos que os acerquéis a la calle Santa Ana, 8, y comprobéis in situ nuestras impresiones.

Anuncios